De Castro no cree que hayan espiado su móvil ni el de Vivas por “racionalidad económica”

Los presidentes de Melilla y?Ceuta, Eduardo de Castro y Juan Vivas, respectivamente

Cada intervención, según dijo, supone un coste de un millón de dólares: “No creo que seamos tan importantes como para que se hayan gastado ese dinero”, dijo el presidente

El presidente de Melilla, Eduardo de Castro, no cree que él o su homólogo ceutí, Juan Vivas, estén en el listado de teléfonos espiados por Pegasus “por una cuestión de racionalidad económica”, habida cuenta que cada intervención, según dijo, supone un coste de un millón de dólares. “No creo que seamos tan importantes como para que se hayan gastado ese dinero”, indicó De Castro a preguntas de los periodistas, a los que confirmó que su teléfono no se está analizando, a diferencia del de Vivas, que pidió a pedido a los técnicos del Servicio de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información (TSI) que «analicen» su teléfono móvil.

De Castro cree que “hay una falsa noticia” hacia los ciudadanos respecto a la existencia de 200 teléfonos intervenidos “por una razón elemental, y es que intervenir un teléfono con Pegasus cuesta un millón de dólares, aunque sí opina que “han sido pocos” por parte de “distintas zonas y distintos intereses”.

( Lea completa esta noticia en la edición digital de PDF de MELILLA HOY

online.melillahoy.es/membresias/ )

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas