Comerciantes del Mercado Central: “La Administración local nos tiene abandonados”

Mercado Central

Aseguran ser el peor año de ventas de productos en general, que se ha visto acuciado en estos días, donde no se ha notado el aumento del consumo para la Cena de Noche Buena o Fin de Año.

Inmersos en las compras navideñas para festejar el final de este año 2021, MELILLA HOY se ha acercado a uno de los mercados más emblemáticos de la Ciudad, el Mercado Central, donde ha realizado una ronda por fruterías, carnicerías, pescaderías o panaderías, y ha tomado impresiones a los comerciantes sobre las compras de las semanas previas a esta festividad y sobre la previsión, que de estas compras, se plantea de cara a los próximos días.

La opinión general de los comerciantes que intengran los puestos del Mercado Central de Melilla ha sido rotunda: “nunca el Mercado ha estado tan vacío y abandonado como en los últimos tiempos. La Administración local nos tiene desatendidos”.

Que recuerden, desde que se formó el nuevo ejecutivo local, aseguran no haber visto a ningún político acercarse a esta plaza para interesarse por su situación, que, según indican, va de mal en peor.
A media mañana, el panorama encontrado allí fue desolador: muchos puestos cerrados y los abiertos, estaban vacíos o con poca gente; algo inimaginable hace unos años, donde por esta fecha lo habitual era encontrarse a gran afluencia de consumidores, que encarbagan o terminaban de llenar la cesta de la compra con productos para la Cena de Nochebuena o Fin de Año.


Una de las causas que han provocado el gran descenso de consumidores ha sido, principalmente, el aparcamiento, ya que, según han manifestado, “debería ser de uso exclusivo para los clientes del mercado y no utilizarse para alquilar las plazas durante meses completos e incluso años”. “El Mercado Central se encuentra en pleno centro y aparcar el coche fuera de este parking es prácticamente imposible, así que cuando un cliente llega y lo encuentra completo, se va a otro lugar a hacer la compra”.
A la falta de aparcamiento y por ende, de clientes, hay que sumar que las cámaras frigoríficas se estropean a menudo y tardan en repararse, lo que provoca que la mercancía se pierda.  “El PP hizo una cámara nueva que aun no se ha inaugurado… ¿qué es lo que esperan?”, añade uno de los comerciantes, quien apunta que, como mercado público, su mantenimiento a la Administración le cuesta el dinero, teniendo que soportar las cargas económicas de un servicio de limpieza, de seguridad y del resto de funcionariado, por algo que “no cuidan” y en el que cada vez están cerrando más comercios, poniendo el ejemplo del problema que han tenido con la escalera mecánica, que se estropeó y “bajo el pretexto de que había que pedir una pieza al extranjero, se ha llevado más de nueve meses inoperativa” y puntualizando que, “si de la poca clientela que queda, la mayoría son personas mayores, que al intentar acceder a la planta superior se encuentran con una escalera estropeada, se dan la media vuelta y se van”.
Un conjunto de despropósitos que, sumados a la pandemia provocada por la Covid 19 y el cierre de la frontera, ha provocado un descenso importante en el consumo del producto fresco en los mercados de la Ciudad.
“La gente prefiere comprar en los supermercados, aunque el producto sea congelado o de menor calidad; o incluso en las pequeñas tiendas de su propio barrio, antes que buscar aparcamiento por el centro o encontrarse con un mercado lleno de desperfectos, así que, o la Ciudad Autónoma se toma en serio la mala situación por la que están pasando los mercados públicos de Melilla o terminaremos echando el cierre a nuestros negocios”.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas