El PSOE afea los “ataques” de CPM a UGT por la limpieza y dice que “le acercan al PP”

Rojas cree que “hay que respetar al máximo la labor sindical” y considera “absurdas” las declaraciones de Aberchán

La secretaria general del PSOE de Melilla y vicepresidenta primera de la Ciudad Autónoma, Gloria Rojas, rechazó ayer el “ataque” de Coalición por Melilla (CPM), su socio político, al sindicato UGT por su postura sobre el convenio del servicio de limpieza viaria, y le ha advertido de que esa actitud “le acerca al PP”.

A preguntas de los periodistas, Rojas se refirió, en concreto, a las declaraciones del vicepresidente segundo del Gobierno local y consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad, Hassan Mohatar, en las que éste se mostró muy crítico con la postura de UGT, señalando, en concreto, a algunos de sus dirigentes.


“Creo que los políticos no tenemos que entrar en ese tipo de declaraciones. Hay que respetar al máximo la labor sindical. En cualquier cuestión que nos guste más o menos, la fórmula es hablar con los sindicatos y aclarar las cuestiones”, dijo Rojas antes de mostrar su “máximo respeto” hacia los sindicatos.


Rojas recordó que es ella, como consejera de Presidencia y Administración Pública, la encargada de las relaciones con los sindicatos en el seno de la Ciudad Autónoma, y aseguró que cree “profundamente” en los derechos sociales y laborales, en cuya consecución los sindicatos han tenido y tienen “un papel clave y fundamental” en la historia de España.


De ahí su opinión de que las declaraciones del consejero de Medio Ambiente “atacando a los sindicatos están muy cerca del PP”, que “es el primero que nunca ha puesto en valor la inestimable labor de los sindicatos en este país”. Por ello, instó a su socio político a que “se lo planteen y se lo piensen”.
Y es que, a su juicio, son “absurdas” las recientes declaraciones que hizo en este sentido el presidente cepemista, Mustafa Aberchán, razón por la que reconoció que ni siquiera pensaba entrar a responderlas.

“No había otra solución”
Rojas aprovechó para defender la postura del PSOE aprobando la prórroga del contrato de limpieza porque “no había otra solución” y los técnicos habían advertido de que no hacerlo podría suponer el despido de la mitad de la plantilla al no ser obligatorio el servicio de limpieza, al contrario de lo que sucede con el de recogida de residuos.


“Ahora toca luchar por los trabajadores y la mejora de las condiciones laborales hasta el nuevo pliego”, aseveró la líder socialista.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas