Sri Lanka, preparase para conocer un destino cada vez más popular

Con el fin de las restricciones pandémicas, la posibilidad de viajar se abre de nuevo entre los ciudadanos que disfrutan de unas vacaciones lejos del hogar. Sri Lanka, la lágrima de la India, se presenta este año como uno de los destinos más populares para el turista español, que quiere espacios nuevos, completamente diferentes a su lugar de origen y cuanto más exóticos mejor.

Después todo un año sin poder salir de casa, de tener prohibidos los traslados a no ser que fueran por emergencia o por cuestiones profesionales, se vuelve a abrir el tráfico aéreo y el sector del turismo comienza a generar negocio. No son pocos los españoles que están deseando poner los pies en polvorosa y coger un vuelo para alejarse de su casa, ciudad y país hacia destinos lejanos. Para muchos de ellos, cuantos más kilómetros los separen del hogar, más tranquilidad, desconexión y libertad conseguirán.

Sri Lanka, una pequeña isla ubicada en el golfo de Bengala, también conocida como la lágrima de la India o la isla de los mil nombres, se posiciona como un destino cada vez más solicitado, a tenor de las maravillas naturales y culturales que allí esperan. En este artículo se ofrece información de todo lo que hay que saber antes de entrar en ese exótico país para disfrutarlo en toda su esencia.

Sri Lanka, todo lo que hay que saber

Para disfrutar de sus paisajes naturales, sus excelentes y paradisiacas playas, ciudades declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, yacimientos arqueológicos, tradiciones y gastronomía, es imprescindible ir bien informado. Es vital conocer la documentación necesaria para entrar en este país, así como detalles de importancia, tanto culturales como sociales.

Documentación necesaria para entrar y permanecer en Sri Lanka

Los nacionales españoles requieren de una visa electrónica (ETA) para poder entrar en el país. Este documento no es otra cosa que una autorización de viaje electrónica imprescindible para aquellas personas que posean un pasaporte de origen europeo, solicita visado en VisaTurismo.es de forma online, rápida y sencillamente. Es bastante habitual pedir una ETA si se es turista o se viaja por negocios y no van a permanecer más de 30 días dentro de este territorio. Como se puede suponer, también es imprescindible la presentación de un pasaporte que se mantenga en vigor al menos durante 6 meses después de entrar en el país.

Es importante llevar siempre encima este documento, ya que de no presentarlo si se lo solicitan los agentes de la ley, podría ser arrestado. Peor aún, si no se presenta un visado en vigor o no es el adecuado a su uso, por ejemplo, el turista para el trabajador, será motivo suficiente para ir a prisión.

Mejor momento para viajar a Sri Lanka

Con todos los papeles en regla para entrar, es aconsejable conocer el clima del que disfrutan (o padecen), para elegir un buen momento y que una tormenta tropical no estropee el viaje. Por regla general, Sri Lanka posee un clima benigno todo el año, con temperaturas agradables entre 27 y 32º en la costa y cerca de ella. Algo más frías en las zonas de montaña, entre 17 y 20º. Solo hay que ser precavidos en la temporada de monzones que, aunque de baja intensidad, pueden fastidiar unas vacaciones. Lo más recomendable es visitar esta isla entre los mese de abril y noviembre.

La rupia esrilanquesa, su moneda de curso legal

Existe una amplia variedad de billetes de esta moneda; 10, 20, 50, 100, 500, 1000, 2000 y 5000 rupias con diferentes diseños, antiguos y modernos, todos útiles. No se suelen usar demasiado las monedas, la mayoría de los precios son redondos, aunque existen las de 1, 2, 5 y 10 rupias y, también, las de menor valor, de 25 y 50 céntimos.

Aproximadamente, el cambio está en unas 187 rupias por 1 euro, aunque varía constantemente debido a la fluctuación del dinero y los mercados. Un aviso, el máximo que se puede llevar, sin declarar, son 15.000 dólares, alrededor de 3.040.162,93 rupias de Sri Lanka.

Hay que saber que es normal dejar propinas en los establecimientos, habitualmente entre un 10 y un 12 % de la cuenta. También se dejar algo de propina a los guías y personal del hotel.

Comportamiento

Sri Lanka es un país seguro, pero tuvieron una guerra civil hace muy poco tiempo. El turista, en este sentido, tiene que ser muy cuidadoso y respetuoso con los comentarios políticos, si no se conoce muy bien a la otra persona, mejor evitar este tipo de conversación.

El turismo está en expansión, excepto en su capital, Colombo, donde parece que no termina de instalarse una buena infraestructura para apoyar al sector. Sin embargo, la gente es amable y ayuda al turista, aunque la comunicación suele ser complicada, pues pocos dominan el inglés.

La higiene puede que represente un problema para los occidentales más escrupulosos. Todavía lejos de los estándares europeos, sus prácticas no suelen ser demasiado sanitarias. Del mismo modo, la gastronomía puede ser una verdadera aventura, pues, aunque sus platos tradicionales son una verdadera delicia, puede que no se guarde la higiene debida. En cualquier caso, lo más aconsejable es beber siempre agua embotellada.

Con todos estos datos, ya se puede disfrutar de todos los fabulosos rincones que ofrece esta maravilla de país. No hay que dejar de ver Polonnaruwa, Anuradhapura y la enigmática Sigiriya, realizar algún safari por uno de sus parques naturales, como Yala, Udawalawe, Minneriya, Kaudulla y Wilpattu… para ver leopardos o manadas de elefantes.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas