Hace 25 años

El trasiego de participantes en la Primera Semana Náutica Ciudad Autónoma de Melilla, la prueba deportiva en sí y el ambiente derivado del acontecimiento, convirtieron ese fin de semana a Melilla en la ciudad turística que desde todos los estamentos públicos y privados se pretendía conseguir.
El presidente de la Sociedad V Centenario, Aurel Sava, suspendía el espectáculo de la “Corrida de la pólvora” puesto que los jinetes bereberes del otro lado de la frontera, se encontraban retenidos en Beni-Enzar porque las autoridades alauitas no les concedía el permiso para acceder a Melilla. Este hecho se interpretó en la ciudad como un boicot por parte de Marruecos a la programación de actos del 500 aniversario de la españolidad de Melilla.

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas