Víctor Santiago Torrente, psicólogo especializado en terapias EMDR

Víctor Santiago Torrente

Por: Miguel Rivas

“Cada vez más se apuesta más por la terapia EMDR, incluso los opositores a la Sanidad Pública tienen que conocerla”

En una entrevista concedida a MELILLA HOY, Santiago Torrente explica las virtudes y ventajas que ofrece dicha técnica para personas que han sufrido algún tipo de trauma como acoso, accidente de tráfico, agresión sexual, etc.

– ¿En qué consiste la técnica EMDR?

– EMDR es una técnica que significa Desensibilización y Reprocesamiento por movimientos oculares, y consiste en una manera de borrar o aliviar el dolor que causan ciertos recuerdos que sostienen creencias negativas sobre nosotros que no nos ayudan. Al trabajar sobre estos recuerdos el dolor pasa a ser una información adaptativa. Una información que ayuda a entender la vida d una manera correcta y nos hace ser más funcionales, más felices.

La técnica lo que hace es sostener esos recuerdos en la mente junto a la creencia negativa que se desarrolla y la emoción asociada. Por lo que, a través de los movimientos oculares, lo que se hace es conectar los dos hemisferios. La información que está conectada en una parte más emocional no se ha comunicado bien con la que está en la parte más racional, y lo que hace es sincronizarlos, para que el cerebro entienda y de sentido a lo ocurrido en lugar de quedar registrado como algo doloroso, y se permite avanzar en la vida.

– Como un proceso de aprendizaje ante la vida

– Exactamente. Como por ejemplo en un accidente de tráfico, en el que al final me quedo siempre con el miedo a coger el coche y con la sensación de que puedo morir. Esa información se integra a la parte más emocional que racional, y el cerebro en lugar de aprender a morir y sentir miedo lo que piensa es: Errores los cometemos todos de por qué ocurrió y no tiene porqué volver a sucederme porque se conducir.

– ¿Hay muchas personas que recurran a psicólogos que empleen esta técnica?

– Es una técnica que está en auge. Cada vez la utilizan más psicólogos y, en efecto, está implicada en temas de autoestima, pero su origen fue para tratar el estrés postraumático, pero luego los psicólogos se dieron cuenta de que muchos de los problemas psicológicos se basan en traumas. Al final, como todo, se puede reducir un poco a la definición de un trauma, todo aquello que pueda tratar el EDMR lo puede solucionar. Así que es una técnica muy potente que acorta los tiempos en terapia.

– ¿Se le está prestando una mayor atención a este tipo de técnicas para solventar problemas traumáticos?

– Cada vez hay más investigación y se van formulando protocolos cada vez más específicos y especializados para tratar fobias,  ataques de pánico, adicciones… Un protocolo, que basándose en la misma técnica se adaptan en la manera de proceder.

– Debe suponer un estímulo que esta técnica esté avalada por la comunidad científica y la OMS

– Completamente. La OMS reconoció que es el tratamiento más eficaz para el estrés postraumático. Cada vez hay más evidencia a nivel internacional,  más institutos de investigación EMDR, más protocolos, e incluso a nivel neurofisiológico evidencias de cómo el cerebro cambia su forma de interactuar

– ¿Es entonces también una oportunidad para estudiar el cerebro?

– Perfectamente. Se ha demostrado que cuando un paciente antes de hacerle la terapia se hace un estudio de neuroimagen activa muchísimo su parte más emocional, su hemisferio derecho, pero tras el tratamiento de EMDR aquellas cosas que antes le afectaban hace que le activen el hemisferio izquierdo y apenas se active el derecho. Con lo que el cerebro empieza a actuar de una manera más adaptativa.

– ¿Cuánto puede durar el tratamiento?

– Todos los psicólogos van a  decir siempre lo primero: depende. Si aquello que se trabaja es algo concreto y puntual, como un accidente de tráfico, una agresión sexual, un atentado, un atraco… Ese tipo de cosas son más rápidas de solucionar. Hay ocasiones en las que son sesiones aplicadas a la aplicación de la técnica podremos estar hablando de entre dos y máximo de 10 meses entendiendo la gravedad del asunto. Mientras que otros pueden durar un poco más y aun así ser muchísimo más rápido que los convencionales. En este caso hablamos de traumas de apego como abandono, negligencia en el cuidado, etc.

– ¿Qué clase de perfil suelen presentar aquellos que acuden a esta técnica?

-En mi experiencia, los perfiles que más he tenido han sido de aquellos que tienen problemas más alargados en el tiempo. De personas que han sufrido agresión sexual, de accidente de tráfico, o incluso de aquellos que han podido sufrir acoso. Al margen de eso suelen acudir personas con traumas de apego, del tipo ‘nunca me he sentido querido’, etc.

– ¿Ha llegado a haber casos de pacientes que aun habiendo superado el trauma hayan vuelto a terapia con el mismo problema u otro trauma?

– Aquellos pacientes que han vuelto han interrumpido el tratamiento y, por tanto, no se ha completado el tratamiento de la información. Pero cuando se le da el alta de un paciente que ha procesado aquella experiencia que necesitaba procesar, la experiencia se ha vuelto a almacenar de manera adaptativa y eso es un nuevo aprendizaje consolidado. Tienen que sucederle otras experiencias muy graves posteriores para que se tambalee una nueva idea bien consolidada, y de momento no ha vuelto ningún paciente que haya tenido este tratamiento.

– ¿Se está estudiado cada vez más en universidades?

– Cada vez se está apostando más. Evidentemente hay terapias que tienen muchísimo más recorrido e investigación, pero cada vez incluso los opositores que estudian para trabajar en la Sanidad Pública tienen que conocer esta terapia incluso en procedimiento concreto aunque no estén habilitados para poder hacerla. Lo cual reconoce la evidencia que ha ganado. Pero se comprende que un psicólogo que trabaja con normas de la conducta vea con cierto recelo una terapia que consiste en mover los dedos delante de una persona mientras piensa en ese evento traumático y que deje de dolerle, pero la evidencia científica ha demostrado que es eficaz.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas