Un 10% de reserva de plazas para los melillenses que se queda muy escaso

La Operación Paso del Estrecho ha dejado a los melillenses sin espacio en sus propias conexiones marítimas. Esa es una realidad que ha derivado en muchas quejas este verano, y en demasiados contratiempos para aquellos que necesitaban viajar y no pudieron hacerlo al no haber espacio disponible. El Ministerio lo ha intentado solucionar anunciando que obligará a las navieras a que reserven un 10% de las plazas de sus buques a las personas residentes en Melilla, pero esta medida ha levantado ampollas entre los melillenses.
Muchos recordaban ayer en las redes que parte de estas líneas, las incluidas en el contrato marítimo y que son de Obligación de Servicio Público, están financiadas con los impuestos de todos los españoles, entre ellos quienes vivimos aquí, como para aspirar únicamente a que se nos reserve un 10% de las plazas. Apenas un centenar de asientos, dependiendo del buque, que apenas resuelve el problema en un verano de tanta demanda, menos aún en las fechas clave de la operación salida y retorno.
En otros momentos de gran demanda, las administraciones han intercedido para programar nuevas rotaciones para no dejar a Melilla, en la práctica, incomunicada por mar al no haber billetes disponibles para quien quiera o necesite viajar. Eso es lo que se debería haber hecho ahora en lugar de tomar una medida como ésta que, además de insuficiente, distingue entre pasajeros cuando todos pagamos lo mismo por viajar, aunque a los melillenses el Estado nos subvencione el 75%. Todos tenemos el mismo derecho a subir al barco, pero no hay que perder de vista que las OSP son OSP precisamente para garantizar la movilidad de los melillenses. Con la OPE y reservando a los melillenses una de cada 10 plazas del barco, eso no se está cumpliendo.

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas