Maritza del Valle: “Confío en poder crear un centro UNESCO en mi institución”

Maritza del Valle

Natural de Puerto Rico donde reside, a través de un intercambio en la Universidad de Nueva York, realizó la especialidad de Literatura Española en la Complutense de Madrid, cursó sus primeros 36 créditos en la Universidad de Valladolid y su tesis en la Universidad de Granada.

Graduada con tan solo veinte años y con más de cuarenta de profesión, actualmente es profesora de la Universidad Ana G. Méndez de Puerto Rico (antigua Universidad Metropolitana) y mantiene un estrecho vínculo con la UNESCO Melilla, legado que le gustaría dejar en su institución antes de su retiro.

– ¿Cuánto tiempo lleva dedicada a la enseñanza?
– Estuve siete años como maestra bilingüe en Nueva York, otros siete en el sistema público de Educación Superior en Puerto Rico y treinta en la Universidad, donde continúo. Por lo tanto tengo experiencia tanto en los niveles de secundaria como en el universitario.

– ¿Ha cambiado mucho el perfil del estudiante a lo largo de las últimas décadas?
– De alguna manera la juventud sigue siendo la misma, en término de los intereses o aptitudes. Sí que te podría decir que, a medida que pasan los años, las generaciones actuales son más exigentes, más dependientes y un poquito menos responsables.
En décadas anteriores el estudiante tenía menos oportunidades de distraerse de forma tan marcada como ahora con las redes sociales.

– ¿Cuál es su objetivo principal en la enseñanza?
– En los últimos treinta años, he estado trabajando la filosofía en la Universidad Ana G. Ménez. Institución que abre las puertas a estudiantes de un promedio más bajo que el que, por ejemplo, tiene la Universidad de Puerto Rico, que selecciona estudiantes con un ingreso mayor. Sin embargo, esta institución le da la oportunidad a estudiantes que quizás no han tenido la posibilidad de desarrollar su destreza, pero tienen el potencial de desarrollo, así que la Universidad acepta y prepara a quienes anteriormente, por falta de madurez, de recursos o de orientación, no han tenido esa oportunidad de estudio.

– ¿Cuáles han sido los comienzos de su relación con la UNESCO Melilla?
– A través del proceso de investigación de mi tesis y de mi vida en Granada.
Profesores de la Universidad de Melilla, que coinciden con que también pertenecen a la UNESCO, viajan a Granada a reuniones profesionales. Entonces, en el proceso final de la tesis, donde tuve que hacer unas presentaciones como parte de los requisitos para la fase final, me presentaron al doctor Juan Antonio Vera y a Manuel Ortega, quienes ambos, además de ser profesores de la UGR, son miembros de la UNESCO, y comenzaron a hablarme sobre lo que es esta organización.
Verdaderamente, antes de que llegue el momento de retirarme, me gustaría muchísimo, que hubiera un centro de la UNESCO en mi institución.
Ahora no hablo como Doctora ni como profesora, sino como persona, como Maritza del Valle, creo mucho en que se le den oportunidades a personas desventajadas, a veces, podríamos llamarlo hasta culturalmente, en términos de ese quehacer de las influencias, de los recursos, que yo entiendo que tienen potencialidad y que hay que desarrollarlo, porque no todo el mundo nace en cuna de oro.

– Sabemos que usted ha ofrecido conferencias en diferentes lugares, ¿Cuántas ha dado aquí en Melilla?
– En Melilla concretamete he ofrecido dos conferencias.
Una de las conferencias es “El fenimismo en Puerto Rico” y aquí hago referencia a Olga Nolla, que fue profesora de la Universidad Metropolitana y cuando ella muere yo ocupo su plaza, sintiéndome sumamente comprometida con tener el privilegio de ocupar la posición que ella en un momento ocupó. Nuestra biblioteca tiene una sala, donde está toda su obra y quise investigarla, quise profundizar… es más, la poesía de Olga Nolla, cuando yo llegué a la Universidad, me resultaba fuerte, cruda, en su faceta inicial como poeta, porque a mi, el erotismo me gusta solapado, elegante… y me intrigaba que luego esa mujer evolucionara a una poesía sumamente exquisita.
Así que, en esta evolución de esa poesía, de toda esa narrativa, (porque entonces yo trabajé la narrativa, como parte principal en la investigación), terminé amándola y respetándola, mucho más de lo que la había respetado antes.
En su faceta de periodista,  editó la primera revista feminista de Puerto Rico, junto a su prima hermana, Rosario Ferré, (reconocida internacionalmente), en la década de los 70, con una gran generación de escritores y escritoras puertorriqueños.
Esto resultó ser un proyecto muy importante, porque se comenzó un movimiento, donde a través de la revista “Palabra de Mujer” se le dió la oportunidad a escritores que no habían sido galardonados, de los que salieron muchas escritoras que hoy publican y traducen sus obras en distintos idiomas.

-¿Que le ha traído de nuevo a esta Ciudad?
-En esta ocasión quiero organizar con el doctor Juan Antonio Vera, cuáles son los requisitos, las actividades y en concreto, una orientación formal dirigida a ver cómo puedo planificar un centro UNESCO en la Universidad Ana G. Méndez de Puerto Rico, porque me gustaría dejar ese legado en mi institución cuando yo me retire, confiando en que pueda lograrse.

– Para finalizar la entrevista, nos gustaría conocer su opinión sobre qué le parece la Ciudad

 Melilla verdaderamente me encanta. Hay aspectos de la ciudad, como es el fuerte, que se parece mucho al nuestro. Cuando se toma una foto de lo que nosotros conocemos como el fuerte de San Felipe del Morro, tiene un parecido increíble con el de aquí.

En mi caso, que soy ciudadana americana puertorriqueña y muy identificada con la cultura española, me llena de orgullo el poder visitar una ciudad que tenga aspectos tan similares a la mía.
Me gusta mucho de esta ciudad el cómo se vive la interacción entre las culturas. Me parece maravilloso ver por ejemplo, una iglesia, cerca de una mezquita o una sinagoga… o ver a la gente por la calle con las vestimentas propias de su cultura, como encontrarme con un musulmán con su chilaba y de momento con otro melillense vestido como un judío ortodoxo o fundamentalista, pero sobre todo su gente, aquí tengo personas que aprecio y respeto muchísimo.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas