Los trabajadores de ‘Valoriza’ aceptan la propuesta de la empresa y desconvocan la huelga de limpieza

Dicha propuesta recoge una subida salarial inmediata del 2,5% en todas las categorías salvo la del peón, que será de un 5,2%, y se creará una comisión para ampliar progresivamente la jornada laboral de los trabajadores

El portavoz del Comité de Empresa muestra la propuesta que les ha hecho la empresa

Melilla vivirá finalmente unas fiestas patronales sin problemas de limpieza. La plantilla de trabajadores del servicio de limpieza de la Ciudad decidió este jueves en asamblea extraordinaria por mayoría absoluta aceptar la propuesta que les lanzó este miércoles la empresa adjudicataria del servicio de recogida de residuos, ‘Valoriza Medioambiental’, y han desconvocado la huelga que estaba programada para este sábado 3 de septiembre.

Según ha expuesto este viernes a los medios el portavoz del Comité de Empresa, Abdelhuahed Al-lal Mohand, la empresa se ha comprometido a un incremento salarial del 2,5% para todas las categorías de trabajadores excepto la de peón, que se incrementará un 5,2%. Estas subidas salariales se aplicarán de manera inmediata.


“A este aumento salarial habría que sumarle la partida presupuestaria de la que fuese en el momento que se inyectara, puesto que una parte de ese presupuesto iría al salario además de las contrataciones con el fin de que al final de esta contrata tengamos a todos los trabajadores estabilizados, con un salario digno y con la vista puesta en el nuevo pliego, donde se va a notar el cambio en las condiciones de los trabajadores”, explicó el portavoz del Comité.


Así pues, detalló que para 2023 se creará una comisión mixta que tendrá como objeto ampliar “progresivamente” la jornada laboral de los trabajadores de limpieza. Es decir, se contratará a los trabajadores progresivamente cambiándoles la jornada laboral, e irá desapareciendo la categoría de peón, quedando solamente la de peón especialista, dejando claro que este cambio no va a arriesgar ningún puesto de trabajo. “Van a ir desapareciendo esos contratos precarios de uno y dos días progresivamente pasando a jornada completa”, explicó.


Por último, y “lo más importante” para la plantilla, se creará una tabla salarial que regirá el nuevo pliego, en el que se recogerá una “serie de mejoras y pretensiones para recuperar el poder adquisitivo que hemos ido perdiendo a lo largo de todos estos años”.

Una “nueva etapa” entre empresa y trabajadores
A preguntas de los periodistas, Al-lal Mohand confirmó que, tras este conflicto laboral “que se ha alargado en el tiempo”, se abre una “nueva etapa” con la empresa de limpieza.
“Esperemos y deseamos que la empresa cumpla su parte de lo pactado”, confió, asegurando que, por parte de la plantilla cumplirán con el acuerdo que se ha alcanzado.
No obstante, quiso matizar que mientras continúen las actuales condiciones laborales las denuncias que los trabajadores han presentado ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social “seguirán en pie”. “Se seguirán manteniendo hasta que veamos un cambio”, resaltó.

“Nos hemos sentido arropados”
Los trabajadores han querido agradecer a la ciudadanía el apoyo y respaldo que dicen haber recibido durante todo este tiempo. “Nos hemos sentido arropados por los melillenses”, aseguró Al-lal Mohand, quien dedicó dicha “victoria” a los ciudadanos. También han agradecido el “compromiso” del consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad, Hassan Mohatar, en esta cuestión.
“Seguiremos trabajando en esta línea para que estas condiciones no se vuelvan a repetir”, avisó.


Mohatar, por su parte, agradeció a los trabajadores la “predisposición al diálogo” y su “sentido de lealtad” hacia los melillenses.
“No es una situación fácil para ellos”, aseguró, reconociendo el “esfuerzo” que han realizado para alcanzar un acuerdo con la empresa “para seguir desempeñando su labor en unas condiciones contractuales que no son satisfactorias para ellos”.


“No podemos permitir que haya 32 tipos de contratos ni que haya compañeros que estén cobrando 140 euros al mes”, subrayó, admitiendo que el acuerdo que han firmado no es precisamente “el mejor”.
De este modo, el cepemista se ha comprometido con la plantilla a realizar una inyección de dinero para el presupuesto de 2023 con el fin de mejorar “poco a poco” sus condiciones salariales.


Sin embargo, Mohatar afirma que no se ha cuantificado aún la cantidad que se inyectará debido a que “el margen de maniobra es muy limitado” con un convenio colectivo firmado y un contrato cerrado. “Independientemente de eso, lo más importante es que en el próximo contrato que se licite se negocien unas tablas salariales que sean del agrado de los trabajadores y que las Ciudad puede asumir”, afirmó.

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas