MELILLA HOY

junio 29, 2022 01:51

Leoncio, il primo ridicolo

No sé porqué algunos políticos se empeñan en airear su ignorancia o su incompetencia. La prudencia del tonto no existe. La prudencia es la virtud de los inteligentes. Algunos politicastros creen que llegan al sillón y le entra la sabiduría por “el antro canoro”.

Soneto casi coprológico

La voz del ojo que llamamos pedo,

ruiseñor de los presos, detenida,

da muerte a la salud más prevenida

y el mismo Preste Juan la tiene miedo.

Mas pronunciada con el labio acedo

y del antro canoro despedida

con risas y con pullas da la vida,

y con puf y con asco siendo quedo.

Ríome del poder de los monarcas

que se precian cercados de tudescos,

de dar la vida y dispensar las parcas.

Pues en el tribunal de los gregüescos

con aflojar y reprimir las arcas

cualquier culo lo hace con dos cuescos.


Francisco de Quevedo

Viene a cuento este cuento porque Leoncio (consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad) se ha aprendido la palabra ridículo y la usa para todo. Es su fetiche dialéctico. Es la espléndida crítica de los torpes. Dos ejemplos de su uso para atacar a los ecologistas (personas desinteresadas en luchar por espacios más humanos y verdes): Uno, en el tema de Aizpuru (proyecto que ha pagado para poner a los coches a la sombra, no a las personas, y no se va a realizar), les dijo que habían hecho el ridículo. Dos, en la crítica de estos por maltratar a los árboles, podándolos o suprimiéndolos, acusa a Guelaya (personas más que cualificadas para hablar de temas medioambientales) de ser sectarios y ridículos. Además, el responsable político le pide explicaciones a Guelaya. Como verán, una crítica profundamente intelectual.

Amigo Leoncio, le voy a explicar lo que significa ridículo. Etimológicamente, su origen es un préstamo (s. XVI) del latín ridiculus ‘que hace reír’, derivado de ridere; por metonimia se ha generado la acepción ‘grotesco, raro, extravagante’ porque provoca risa.

Bien, a mí lo que me provoca la risa (por no llorar) son sus promesas y algunos hechos. Le voy a recordar algunas circunstancias en las que usted ha hecho el ridículo más grotesco.

Ceses de directores generales:

1.- José Carlos Medero

Este señor, junto con el viceconsejero por motivos de una subvención a los coches eléctricos, tuvieron que irse y usted, que firmó la irregularidad como mayor responsable, no se fue con ellos. Eso es hacer el ridículo.

2.- José Pastor Pineda

Cesado porque no se fiaba de él, era más listo que usted. Otro ridículo.

3.- Manuel Vázquez Neira

Cesado por contratar con empresa externa la legalidad de los contratos que firmaba usted, y le firmó el pago para que se le investigara. No hay mayor ridículo que éste.

4.-  José Ramón Antequera

Cesado al poco tiempo de su nombramiento por negarse a firmar sus indicaciones. En esto también ha hecho el ridículo.

Su política administrativa ha sido errónea y cuando ha tenido algún problema dice “hago lo que me dicen los técnicos”. Esto es cobardía ridícula. Como la actualización de página web de su Consejería, donde los contratos menores brillan por su ausencia. Los proyectos, ninguno desde abril 2019, y hay que publicarlos EN VIRTUD DE LO ESTABLECIDO EN EL ARTÍCULO 8 DE LA LEY 19/2013, DE 9 DE DICIEMBRE, DE TRANSPARENCIA, ACCESO A LA INFORMACIÓN PÚBLICA Y BUEN GOBIERNO (contratos superiores a 3.000 euros). El Centro de Interpretación de la Naturaleza cerrado temporalmente, y un largo etc. recogido en su página web que demuestra su incompetencia haciendo el ridículo.

COMPROMISOS BLA,BLA,BLA

Acuapark. Se cae el proyecto del parque acuático en Melilla.

No se puede colocar una estructura fija en la zona por una cuestión de “defensa nacional”. Esto lo sabía hasta el que asó la manteca. Cuando no se pueden hacer las cosas y se prometen, terminan siendo el más grotesco de los ridículos. A Leoncio le hacía mucha ilusión este proyecto, pero le ocurrió como “al inglés que subió a una colina pero bajó de una montaña”.

Medio Ambiente quiere poner un parque acuático splash en la Plaza San Lorenzo.

Se estima que su uso sea durante la época estival y que finalice antes de comenzar la feria, a principios de septiembre. Sin embargo, aún falta fiscalizar su licitación y el consejero ha informado de que el proceso de ejecución sería de 4 meses. Hassan Mohatar cree que esta instalación “será una realidad” a finales de verano.

Menudo ridículo, estamos a mitad de junio y no se ha licitado. La idea es para 4 meses de verano (que son tres), pero será una realidad al final del mismo. Otra promesa del bla, bla, bla ridícula y falsa. Ahora dice que será una realidad el próximo verano, jajajaja.

Aizpuru

El gran ridículo que ha hecho Leoncio con este proyecto que ha pagado con el dinero de todos, porque ridículo es darle la sombra a los coches de la magnífica arboleda que hay y no a las personas. Otro negocio fracasado. A Leoncio se le ocurrió un día pasear por la calle General Aizpuru y vio los árboles entrelazados que daban un frescor aromático y una sombra paradisíaca. Pero Leoncio caminaba por la bóveda verde del paseo central, a la altura del número 27, y tres pájaros depositaron sus excreciones en su frente ondulada y amplia, y se dijo “por Dios que no me cegáis más”.

Obras del Proyecto de Gestión del Parque Periurbano de Rostrogordo.

El único proyecto serio que ha presentado, y me parecía bueno, lo ha parado en la Plataforma de Contratación del Sector público. Ha suspendido el anuncio de licitación y el pliego sin dar ninguna explicación. A él la información a la opinión pública se la pasa por el forro… Puede ser para no dar explicaciones de su odio a los árboles. Leoncio, al ver tantos árboles en Rostrogordo, se sintió como en el laberinto de minotauro.

Medio Ambiente proyecta un parking de seis plantas en El Rastro

En el Palacio de Exposiciones y Congresos, el consejero de Medio Ambiente, Hassan Mohatar, se ha reunido con los representantes de los comerciantes del histórico barrio El Rastro. Éste quiso presentarles los proyectos que están preparando desde la Ciudad para remodelar la zona. El más destacado es un parking de seis plantas, que se situaría junto a la Escuela de Música.

Nunca más se supo del aparcamiento. Su objetivo era vender humo a los pobres comerciantes “ignorantes” de El Rastro. Eso supera todos los principios que deben regir en la vida pública, es no engañar a los ciudadanos con falsas promesas. La ridiculez de la falsedad. Leoncio se subió a la sexta planta y cuando quiso volver contempló que había desaparecido la rampa. Su sueño no era realidad como el acerado de Ibáñez Marín del hijo de todas las masas madres.

Plaza de Toros

La reforma de la plaza de toros como uso lúdico, gastronómico y deportivo. Nada de nada. Otro ridículo. Creo que le ha pillado el toro, más bien una vaquilla suelta que le ha dado un revolcón a sus singulares neuronas.

Centro sin coches.

Las calles peatonales se convierten en aparcamientos. Parece un chiste, pero no lo es. Lo que sí es que Leoncio no sabe hacer nada ni sabe lo que quiere. Él hace lo que le manda la mano negra que mece la cuna

El muro del Parque Hernández

Esta historia es la conquista ciudadana frente a una ridícula Consejería que no sabe ni explicar ni convencer. Otro gasto que se ha ido por la alcantarilla Leoncio, pero usted no se va. El otro día vi a Leoncio escondido tras el muro dándose cabezazos y lamentándose que Elena de Troya hubiese acabado con su delirio.

Medio Ambiente suscribirá un convenio con la Autoridad Portuaria para la regeneración y dragado de las playas de la ciudad

Leoncio anunció este convenio con el pícaro presidente de la Autoridad deficitaria para regenerar y dragar el puerto por un valor de 3,4 millones de euros. No sé qué ha pasado con el dinero porque las playas siguen igual. Quiso volar tan alto, que se le derritieron las meninges como a Ícaro.

Limpieza, 158 millones

Leoncio anunció hace unos meses que en julio (el próximo mes) estaría en vigor el nuevo contrato de la limpieza. Sacó precipitadamente el concurso en la plataforma por 10 años y un valor de 126.775.655,36 euros. Este es el gasto que llevó al Consejo de Gobierno como reparto plurianual el 13 de abril (por cierto, el acta no figura donde tenía que estar). Pero el 4 de mayo vuelve a llevar mismo reparto plurianual por un valor de 158.469.569,20 euros, al haberse omitido dos anualidades por error material. De error nada, de ignorancia administrativa sí. Se equivoca más que el niño de carambolo.

Ni sabe valorar ni tiene ni idea del procedimiento administrativo, de ahí que su palabra no se cumple y sea tan ridícula como el monstruo del lago Ness. Además, Melilla está cada vez sucia, el centro y los barrios, los contenedores sucios y rebosantes por la falta de ellos. Melilla está llena de roña. No saben limpiar, sí saben limpiarnos el bolsillo.

Podría seguir algunas ridiculeces más, pero ya me he cansado de reflejar tanta incompetencia.

PD

Siento comunicarle que usted, Leoncio, no va a ser el candidato de CPM a las próximas elecciones, la respuesta la tiene sor Sibilina de la Congregación de las Hermanas Aspirantes del Amor del Supremo. Si va en el número 5 será un milagro. Lo que no entiendo por qué todos queréis imitar en el tiempo al líder por la Gracia de Dios. ¡Dejad paso ya a otros, aburridos!

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas