Escribe para buscar

Sucesos

La tromba de agua de ayer causa importantes daños en comercios y establecimientos de la ciudad

Compartir
Daños en Melilla

Muchos locales estuvieron durante toda la mañana achicando el agua de la lluvia que se les coló

Las fuertes precipitaciones que dejaron 37 litros de agua en cinco horas tuvieron efectos muy dañinos para una buena parte de las viviendas, establecimientos y comercios de la ciudad. Es el caso de la ‘Heladería California’, en la que la gran cantidad de agua que se coló por la persiana del local destrozó los muebles de madera del establecimiento. “Me llamó mi jefa que me mandó una foto de todo el centro inundado y nos venimos las dos hacia aquí. Al abrir las puertas estaba inundada toda la heladería de agua con barro”, cuenta Luisa, una de las trabajadoras del local, quien afirma que estuvieron achicando agua desde las 11:00 horas. “Y aún queda porque hay que limpiar el barro de debajo de las neveras y demás”, añade.

A este difícil panorama se le sumaba la incógnita de abrir o no la heladería esa misma tarde, puesto que el agua también afectó a los enchufes. “Luz de momento no hay, porque los enchufes de aquí van por debajo. Así que veremos a ver”, relató Luisa, quien estuvo achicando agua con sus compañeras durante por lo menos tres horas. Desde el momento en el que llegaron al local.

“Aquí todas las manos que estamos son: dentro tres, yo estoy fuera y mi otra compañera ha ido a comprar lejía. Achicando agua sin parar y sin parar. No nos esperábamos esto”, lamentó. “Estaba todo el centro inundado”, remata.

“El patio interior se ha inundado y se ha filtrado al estudio”

Santiago, propietario de la tienda de fotografía ‘Foto Imperio’, también ha sido otro de los perjudicados por las graves inundaciones que ocasionaron las fuertes lluvias de ayer.

“El patio interior se ha inundado y se ha filtrado a lo que es el estudio. Ha entrado muchísima agua, lo que es aproximadamente tres o cuatro milímetros de grosor. Ha entrado bastante”, explica, afirmando que el agua ha afectado al parqué del patio y a varios objetos de decoración del estudio.

“Hay que desarmar todo el parqué y reponerlos nuevos, y dos puertas también que se han bufado y hay que reponerlas”, explica, mientras afirma que estuvo achicando agua al menos hora y media. “Contra agua quitada, agua que entraba por el patio”, resume.

Otros negocios como el ‘Hotel Melilla Centro’, que está en construcción, también fue inundado y estuvieron achicando agua durante gran parte de la mañana, y en el caso de los taxistas tuvieron que parar durante las horas en las que llovía con más intensidad para evitar que el agua se colase por el filtro de aire del vehículo y estropease el motor. “Tosa esa agua viene de allí arriba: Del Monte María Cristina, Cabrerizas, etc. Es la misma historia de siempre. No hay nada que hacer”, afirmó resignado un taxista.

Las lluvias y el viento provocan el desprendimiento de un trozo de fachada de un edificio en la calle O’Donnell

Un equipo de bomberos tuvo que acordonar una parte de un edificio de la calle O’Donnell después de que se cayera un trozo de la fachada en la que estaba anclada una de las cuerdas en las que se sostenía el toldo. “Del peso del agua en el toldo ha tirado de la fachada”, afirmó uno de los bomberos.  El pequeño desprendimiento no ocasionó heridos y se tuvo que acordonar la zona. Además de esto, hubo diversos servicios de agua y de achique.

Etiquetas:

También podría gustarte

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *