Hace 25 años

8 DE JULIO de 1996

Autoridades aduaneras del país vecino detenían en Beni-Enzar un camión cisterna marroquí  que habitualmente transportaba agua a la ciudad, en cuyo interior se localizó un gran cargamento de tabaco, cifrado en unas trescientas cajas. Fue un agente marroquí el que descubrió de forma fortuita la mercancía al pedir, por el calor reinante, que le dieran un poco de agua. El conductor del camión se dio a la fuga pero pudo ser detenido minutos después.

El diario también recogía que según las estadísticas del Eurostat, Melilla seguía siendo la ciudad con la mayor tasa de paro de la Unión Europea.

El vicepresidente primero de la U.D. Melilla, Francisco Benítez, aseguraba que el club estaba a punto de desaparecer por cuestiones económicas.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas