El ICOME insiste en los avances de los tratamientos contra el VIH y en la mejora de la calidad de vida de los pacientes

Con motivo del Día Mundial de la lucha contra el Sida que se ha celebrado este jueves 1 de diciembre, la doctora Elisabeth García, miembro del Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Melilla (ICOME), ha insistido en la necesidad de prevenir esta enfermedad “ante todo”, ya que recuerda que el virus “existe” y sigue estando presente en la sociedad, pero, sobre todo, recuerda que “hay que ir quitándole las connotaciones negativas a los pacientes que conviven con el VIH porque la situación ha cambiado mucho con respecto al pasado”.

“Hay que hacer hincapié en la sociedad que este tipo de pacientes no son marginales, no hay que discriminarlos de ninguna manera. Son pacientes que han tenido mala suerte, se han encontrado con un virus, pero por fortuna apenas tienen la enfermedad”, sostiene.


En ese sentido, García asegura que la situación no es la misma que en otros tiempo porque la investigación farmacéutica “ha avanzado muchísimo” y, “gracias a ello, hay muchísimos tratamientos nuevos, muy bien tolerados, que prácticamente el paciente no tiene efectos secundarios y no nota que está tomando una medicación”.
“Incluso faltan por venir algunos que ya se van a poner de forma parenteral, que no van a tener que tomar pastillas. Además, tratamientos más prolongados que vendrán en el futuro”, apostilla, señalando en ese sentido que ahora los pacientes con VIH “están muy controlados” para que no aparezca ninguna otra enfermedad y, al final, “van a tener una esperanza de vida similar a la que tendrían si no estuvieran contagiados” de dicha enfermedad.

“El paciente tipo ha ido cambiando”
Por otro lado, afirma que el paciente tipo que adolece esta enfermedad “ha ido cambiando”, ya que señala que en las consultas se están encontrando ahora mismo más pacientes “con prácticas sexuales de riesgo”, y a veces también “relacionadas con consumo de droga”.


“También relaciones homosexuales receptivas, que son quizá las más cruentas, en las que puede haber más contacto de sangre y, por lo tanto, el contagio es más fácil y de ahí que sean prácticamente el 90% de los pacientes que tengamos en las consultas”, explica, indicando que anteriormente el paciente tipo era el que utilizaba drogas “por vía parental”, algo en lo que, según afirma, “ya se ve menos porque han ido desapareciendo”.


Por otro lado, apunta que se está produciendo “un repunte” de contagios porque “le estamos perdiendo un poquito el miedo” a la enfermedad y la gente está empleando menos el preservativo. Aun así, asegura que la evolución en cuanto a su uso “ha ido a mejor”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

ADVERTENCIA LEGAL: MELILLA HOY no secunda ni corrobora los artículos de opinión ni las manifestaciones expresadas en los comentarios de opinión de la web de este diario y sus respectivas redes sociales, y en consecuencia, no se hace responsable del contenido de los mismos.

Relacionado

Noticias Relacionadas

Esclavos de Hacienda

Ese es el acertado título de un artículo de Isabel San Sebastián en ABC, el 31/1. Habla de “expolio”; de “dirigentes adictos a gastarse nuestro

¿Todavía no eres Premium?

Disfruta de todas
las ventajas de ser
Premium por 1€