Detenidos cuatro menores no acompañados por robar a otros jóvenes y agredir al vigilante de La Purísima

Carretera de la Purísima

La Guardia Civil ha esclarecido varios delitos contra las personas y detenido al grupo violento que amedrentaba desde hace algún tiempo a los mismos residentes del centro y al personal laboral que ejerce sus funciones en el mismo

La Guardia Civil ha detenido a un grupo de cuatro individuos, todos ellos menores no acompañados acogidos en La Purísima, que agredían y amenazaba a otros jóvenes con robarles sus pertenencias y por las lesiones ocasionadas a un vigilante de seguridad de servicio, mostrando gran violencia física y empleando objetos contundentes para conseguir su propósito. En concreto, los hechos protagonizados por este grupo de jóvenes se perpetraron a finales de agosto en el propio centro y sus inmediaciones.

Un portavoz de la Comandancia ha explicado que en la noche del pasado día 12 de agosto, el vigilante de seguridad de servicio fue requerido por el personal de centro de la Purísima ante la presencia de dos jóvenes residentes que mostraban síntomas de agresividad y agitación, localizando a uno de ellos en el techo de uno de los módulos dando violentas sacudidas con un palo hacia los allí presentes. Tras conseguir que se calmase y que se bajase del techo, apareció de forma inesperada esgrimiendo una barra metálica puntiaguda con claras intenciones de agredir a cualquiera que se pusiera en su camino, teniendo el vigilante de seguridad que esquivar en varias ocasiones las embestidas del joven, logrando finalmente reducirlo en el suelo, cuando de forma espontánea apareció el otro joven con intención de agredirle con una piedra, teniendo que ser reducido por el resto de los componentes de servicio para evitar males mayores.
Calmada la situación, dichos jóvenes, de forma inesperada, comenzaron a lanzar piedras hacia el módulo donde se encontraba el vigilante y demás personal del centro huyendo a continuación del lugar, impactando unas de las piedras en la rodilla del vigilante actuante que tuvo que ser asistido médicamente en los servicios de urgencias del Hospital de la Ciudad.

Dos actuaciones por robo y lesiones a menores
En esta ocasión, la primera de ellas, se produjo en la mañana del pasado día 21 de agosto en el centro de la Purísima, cuando un joven residente se percató que otro le había quitado un altavoz de su propiedad, y que tras recriminarle y pedirle que se lo devolviera, le lanzó violentamente el altavoz impactándole en la cabeza y propinándole patadas y puñetazos junto a otros dos jóvenes del centro.
Dicho joven refirió además, que por la noche, sobre las 22:30 horas del mismo día, los mismos jóvenes en unión de un cuarto comenzaron a agredirle nuevamente, utilizando en esta ocasión uno de ellos unas tijeras con las que le provocó un corte en la rodilla derecha, lesiones de la que tuvo que ser asistido en el Hospital Comarcal.
La segunda actuación se produjo la tarde del día 23 de agosto, cuando otro joven residente del centro de la Purísima fue abordado por cuatro varones que le exigieron que le dieran el dinero que portaba. Ante su negativa, uno de ellos le propinó un puñetazo en el rostro dejándolo aturdido a la vez que los demás empezaron a agredirle violentamente, con la fortuna que ante la presencia de dos jóvenes del mismo centro que se encontraban en el lugar, pudieron ayudarlo y escapar de los agresores.
Pasado unas horas y una vez en el centro de menores, los mismos cuatros individuos que le agredieron y que intentaron robarle, se acercaron de nuevo a la víctima y comenzaron otra vez a agredirle hasta que abandonaron el lugar.
Identificación y detención de los presuntos autores
Las gestiones realizadas por el Área de Investigación de la Guardia Civil de Melilla han resultado determinantes para la identificación sin género de dudas del grupo de jóvenes que presuntamente cometían los delitos denunciados.
El pasado día 25 de agosto, los cuatro varones menores de edad y residente del Centro de la Purísima fueron detenidos como presuntos autores de Robo con violencia y Lesiones, los cuales fueron puestos a disposición de la Fiscalía de Menores, decretando la autoridad judicial el ingreso inmediato en el Centro de Reforma de Menores de la Ciudad Autónoma de Melilla.
Con esta actuación, el portavoz ha destacado que la Guardia Civil ha esclarecido varios delitos contra las personas y detenido a un grupo violento de cuatro menores que amedrentaban desde hace algún tiempo a los mismos residentes del centro y al personal laboral que ejerce sus funciones en el centro de la Purísima.

Accede a todas las noticias completas y a nuestro contenido exclusivo suscribiéndote a Melilla Hoy Premium.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas