Destrozan parte del mobiliario de la terraza del Restaurante La Cala tras una pelea en una pub de Puerto Noray

Denuncian que nadie les dio aviso de lo ocurrido de madrugada, con lo que se encontraron con la escena en la reapertura a las 11.30 h.

Las madrugadas del fin de semana se convierten, para muchos establecimientos de restauración de la Ciudad, en un verdadero quebradero de cabeza, en el momento en que algunos salvajes, pasados de alcohol u otro tipo de estupefacientes, dan rienda suelta a sus actos vandálicos, sin que ninguna autoridad haga nada para evitarlo.

Desde hace algunos años, este tipo de comportamiento se ha convertido en una rutina, no controlada, que desespera y aburre al sector empresarial y que no favorece, en absoluto, ni a la imagen y ni a la seguridad de la noche melillense.

Reyertas
Durante la madrugada del pasado viernes, el Puerto Noray fue testigo, una vez más, de una reyerta producida entre personas ajenas al restaurante La Cala, que a esas horas (las cuatro y media de la madrugada), se encontraba cerrado y que tuvo como desenlace el destrozo de parte del mobiliario de su terraza.
Denuncian que ni el propio Puerto, ni la Guardia Civil, ni ninguna autoridad, dio aviso a sus propietarios, y que fue el encargado del gastrobar quien se encontró con la dantesca escena sobre las once y media de la mañana del sábado.

¿Y las cámaras?
Aseguran que no es la primera vez que ocurre y que se denuncia, siempre con la callada por respuesta, y piden más control, a determinadas horas, en esa zona.
“Es difícil la convivencia entre la copa y el restaurante”, indica el propietario, advirtiendo de la incompatibilidad de mezclar en un mismo lugar, zonas donde la gente disfruta de una manera más sosegada, como un almuerzo o cena agradables, con otras que atraen a clientes susceptibles de percances como el ocurrido. “Sufrimos las consecuencias de algo que no provocamos”, añade, aburrido de padecer esta situación de manera casi continua.
“¿Para qué sirven las cámaras que están colocadas en el Puerto Noray?”,“¿Cuál es el órgano competente de la seguridad del Puerto?”, pregunta, esperando que los responsables aclaren el típico conflicto de competencias para escurrir el bulto, y que, de una vez, se mantenga el orden.

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas

¿Todavía no eres Premium?

Disfruta de todas
las ventajas de ser
Premium por 1€