Cerca de la mitad de las licencias de mercadillo de Melilla solicitan instalarse en la calle Margallo

Este martes, desde las 7.00 horas, estará prohibido estacionar en la calle Margallo

Mohatar informó de que, si es posible, este mercadillo empezará a funcionar la próxima semana, para lo que la Policía Local comunicó ayer que este martes empezarán las labores de marcado y pintado de la ubicación de los puestos

Cerca de la mitad de las licencias de mercadillo ambulante que hay en Melilla han solicitado instalar su puesto en la calle General Margallo, en el barrio del Rastro, donde se recuperará esta actividad comercial después de varios años de tener como única ubicación el Polígono Sepes.

A preguntas de los periodistas, el consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad, Hassan Mohatar, apuntó que, de las 130 personas con licencia de mercadillo ambulante que hay en Melilla, alrededor de 60 pedido desarrollar su actividad en el Rastro, lo que excede las 42 de capacidad máxima que tiene la calle General Margallo.

Ello obligará a la Ciudad Autónoma a montar este mercadillo dos veces a la semana para dar cabida a todos los interesados, que solo podrán montarlo uno de esos dos días, y siempre con el compromiso de instalar su puesto, ya que Medio Ambiente quiere evitar casos de posibles reservas de espacio que después no vayan a ser utilizadas.

El consejero informó de que, si es posible, este mercadillo empezará a funcionar la próxima semana, para lo que la Policía Local comunicó ayer que este martes empezarán las labores de marcado y pintado de la ubicación de los puestos de venta ambulante en la calle Margallo, desde Padre Lerchundi hasta Comisario Valero.

Por ello, este martes, desde las 7.00 horas, estará prohibido estacionar en esa zona, donde se instalarán los puestos todos los martes y jueves, de 8.00 a 15.00 horas, dando así respuesta a una demanda de los vendedores ambulantes, que querían buscar una ubicación alternativa para evitar que estuviera de manera permanente en el Polígono Sepes.

Carpas

Asimismo, Hassan Mohatar informó de que la Ciudad Autónoma va a adquirir una serie de carpas para que cada vendedor ambulante con licencia de Melilla instale en ellas su puesto, lo que permitirá no solo mejorar la imagen del mercadillo, sino también controlar de manera fácil que todos los puestos instalados tienen su licencia y protegerlos del sol, la lluvia y el viento.

La Ciudad Autónoma va a comprar 169 carpas, todas ellas de color azul y con el escudo de Melilla, y serán entregadas a los vendedores ambulantes con una fianza mínima una vez que culmine este proceso de contratación, que se encuentra en fase de apertura de plicas y será adjudicado en los próximos días.

Mohatar confió en que estas carpas sean una realidad en pocos meses, que se unirán a la remodelación de la explanada del Polígono Sepes donde se ubica el mercadillo, donde se han instalado una serie de pérgolas y una fuente de agua.

Deja un comentario

Relacionado

Noticias Relacionadas