Escribe para buscar

Carta del Editor

Imbroda, ¿sí o no?

Compartir

El diario El Mundo, dentro de su análisis de las anunciadas y publicitadas renovaciones de cargos en el Partido Popular, publicó el martes un artículo con el título de “Renovación en Ceuta y Melilla”. En él confirmaba lo que ya era público y notorio, que el actual presidente de la hermana Ceuta, el siempre cariñoso Juan Luis Vivas, dejará, por voluntad propia, la política en 2023. De momento, sigue en la presidencia ceutí, con el apoyo del PSOE, como hecho destacable y diferenciador con respecto a lo que sucede en Melilla.

En lo que se refiere a nuestra ciudad, el diario madrileño dice que “en Melilla, Juan José Imbroda puede repetir como presidente orgánico (presidente del PP local, tras las elecciones previstas para el primer trimestre del año próximo), aunque Génova no quiere, pero no como candidato (a la presidencia de la Ciudad), porque tiene 77 años”. Lo destacable es ese “aunque Génova no quiere” que Juanjo Imbroda sea reelegido presidente del PP local, algo que oficialmente se desconoce, aunque el periódico madrileño parece conocerlo, y que Imbroda niega, calificando la información del diario como “fake news” y afirmando que fuentes autorizadas de su partido le han asegurado lo contrario. Respecto al candidato aspirante a la presidencia de la Ciudad, El Mundo asegura que Imbroda tampoco será el candidato del PP a esa presidencia, aunque él no ve la razón esgrimida -la edad- como impedimento alguno.

Por su parte, Juanjo Imbroda hace ya tiempo que hizo pública y repitió su decisión de ser candidato para volver a ser presidente del PP local, añadiendo que siempre dependería de la decisión/aprobación de Génova, de la sede central del partido. Al mismo tiempo, Imbroda ha evitado pronunciarse sobre su decisión de aspirar, o no, a la presidencia de la Ciudad, algo que, creo, ya no le apetece demasiado, aunque él opina que su presencia garantizaría muchos votos y, cree, la victoria electoral con mayoría absoluta de su partido, dado lo mal que, dice y repite, lo está haciendo el actual gobierno local, formado por dos partidos (minoritarios y enfrentados electoralmente) y un tránsfuga. Ya iremos viendo y comentando lo que va pasando, que es importante para el futuro, hoy muy negro, de nuestra ciudad.

Casi todo es público en Melilla

Melilla tiene problemas de todo tipo, estructurales y coyunturales. Entre los estructurales se da una curiosa, incluso impresionante estadística: Melilla lidera el porcentaje nacional de asalariados públicos con respecto al número total de empleados, un liderazgo catastrófico.

Si en Madrid, locomotora económica de España y sede de la mayoría de los entes estatales españoles, el porcentaje de asalariados públicos sobre el empleo total es el 17,6%, en Melilla llega a la enorme cifra del 57,7%. Es un porcentaje, el peor de España, que ayuda a explicar el desastre económico en el que nuestra ciudad se encuentra inmersa y que, desde luego, no se arregla con más empleados públicos, la acción a la que son más proclives los políticos y que no es, no puede ser la solución a la pésima situación de la economía melillense, sino todo lo contrario, la empeoraría aún más, aunque pueda parecer imposible empeorar lo que ya es pésimo.

La sinvergonzonía política en España no tiene límites, oigo que dice el popular locutor Carlos Herrera. Pues es muy probable que Melilla también lidere ese nefasto nivel político.

Posdata

Siete mujeres ministras, todas sin pañuelo (a diferencia de lo que cada vez más a menudo ocurre en Melilla) hay en el nuevo gobierno marroquí (25 ministros en total). No llega el porcentaje de mujeres a lo del “progre” Pedro Sánchez en España, pero es un salto cualitativo y cuantitativo muy importante en nuestro vecino Marruecos, país oficialmente amigo, realmente no tan amigo y desde el punto de vista melillense más bien un enemigo que, además, influye mucho, cada vez más, de manera menos disimulada y a través de más agentes binacionales (doble nacionalidad, española y marroquí) en el día a día de nuestra ciudad.

Etiquetas:

También podría gustarte

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *