Icono del sitio MelillaHoy

El Sindicato Médico de Melilla reclama al INGESA un 25-30% más de personal en las plantillas de Atención Primaria y Especializada

El SMM calcula que en torno a una 30-50% de los médicos de Melilla han secundado la huelga de este jueves

Critica que las plantillas actuales son «muy pequeñas» y los profesionales médicos tienen que soportar una «sobresaturación» en la demanda asistencial

Profesionales médicos de Melilla, y también de Ceuta, han iniciado este jueves 9 de marzo una huelga para reclamarle al Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (INGESA) una serie de «recomendaciones históricas» para mejorar las condiciones laborales de dichos profesionales que, «año tras año, se han ido demorando».

«Pasó la pandemia (del covid-19), se nos prometieron cosas, y no se han materializado», lamenta el presidente del Sindicato Médico de Melilla (SMM), Leopoldo Rodríguez, quien señala entre esas reivindicaciones «históricas» un aumento de entre el 25 y el 30% en las plantillas tanto en Atención Primaria como en Especializada para poder aliviar la actual «sobresaturación» en la demanda asistencial en los profesionales médicos de la ciudad. «Y eso es una reivindicación que llevamos haciéndola más de 10 años», asegura, criticando que las plantillas actuales son «muy pequeñas».

«A nivel nacional se están exigiendo cupos por médico de familia en torno a 1.400-1.500 y aquí ha habido este año cupos que han sobrepasado los 2.000 pacientes por médico«, resalta.

Rodríguez señala por otro lado que, mientras que las comunidades autónomas que tienen transferidas las competencias en materia de sanidad «han ido mejorando progresivamente las condiciones de trabajo de los facultativos», Melilla continúa con «una estructura arcaica de tiempos del INSALUD (Instituto Nacional de la Salud)», lo cual supone «un desfase de unos 20 años» con respecto a otras comunidades autónomas.

«Los médicos que hay en Melilla son pocos y, sobre todo, la plantilla está envejecida«, resume, apostando también por un «recambio generacional que no llega» por falta de médicos. «Los médicos que formamos en España, muchos de ellos se van al extranjero e incluso los que formamos en Melilla se están yendo a otras comunidades autónomas por la falta de perspectivas profesionales que tienen aquí en la ciudad», lamenta Rodríguez, quien demanda al INGESA que las condiciones laborales de los médicos locales sean «similares» a las de otras regiones españolas como Madrid o Andalucía.

«Simplemente es eso. Queremos ser iguales. No por depender del Ministerio de Sanidad (queremos) tener peores condiciones laborales que otros médicos del Sistema Nacional de Salud«, apostilla.

«Los médicos no quieren venir a Melilla»

El presidente del sindicato apunta que «los médicos no quieren venir a Melilla» debido a que las condiciones de trabajo en la ciudad son «peores» que en la península. «Entonces, para mí, ir a un sitio donde vas a trabajar peor, pues te quedas donde estás», razona.

A preguntas de los periodistas sobre si ha habido algún acercamiento con el INGESA en esta cuestión, asevera que «el inmovilismo está presente desde hace años». «Lo reivindicamos en mesa sectorial el año pasado dos veces, no nos contestaron, lo hemos vuelto a intentar reiteradamente en el último trimestre del año pasado y durante este trimestre inicial estamos igual», explica, lamentando que no hayan recibido «ninguna respuesta» por parte del INGESA.

Rodríguez explica que el calendario de huelgas continuará el 15 y 16 de marzo y, posteriormente, tres días a la semana durante lo que queda de marzo y el mes de abril.

A preguntas de los periodistas, Rodríguez cuestiona que el futuro Hospital Universitario pueda funcionar a pleno rendimiento teniendo en cuenta la carencia de recursos humanos en la sanidad melillense. En este punto, el secretario general del sindicato, Hassan Laaboudi, ha recriminado «la falta de voluntad negociadora» de la administración central.

«Están viniendo desde hace años a visitar el hospital que está en obras y no han venido ninguna vez a reunirse con los médicos, ni siquiera nos conocen, ni a la Junta de Personal», reprocha, criticando que «vayan a inaugurar un hospital sin tener en cuenta ni a los profesionales ni a las demandas» que les han reclamado desde hace muchos años.

Por eso, insta a la administración a que «haga un esfuerzo de acercamiento al personal, que es lo que hay que contar para la inauguración del nuevo hospital».

Acceda a la versión completa del contenido

El Sindicato Médico de Melilla reclama al INGESA un 25-30% más de personal en las plantillas de Atención Primaria y Especializada

Salir de la versión móvil